22 de diciembre de 2008

Ayuda en acción

Acabo de recordar que hace un par de años -luego de ver "About Schmidt"- adopté a un niño de ocho años a través de una ONG. Debía depositar treinta soles mensuales para apoyar en su educación. Como parte de la experiencia, él me enviaría dibujos y cartas contándome de su vida y la de su familia.

El primer dibujo que recibí fue de su colegio. En uno de los cerros que lo rodeaban había escrito con una letra torpe y nerviosa: mi escuela de Piura. Alguien había arruinado el dibujo añadiendo con lapicero: "Para C.N.". Pero no me importó. Por el contrario, estaba emocionado. Decidí escribirle yo también. Le conté de mi familia y de mi novia, en una carta sencilla y tierna.

A los dos meses llegó otro dibujo. Esta vez de su familia. Había colocado los nombres de sus papás y sus hermanos debajo de cada personaje. "Para que conozcas a mis papis y mis hermanos, C.N.", se leía al reverso. La letra no coincidía. Estaba claro que el dibujo no era para mí. Me sentí timado. Le mandé una última carta contándole cómo mi novia me había dejado por su jefe y había arruinado todos mis planes. Daba igual, la carta seguramente la leería algún funcionario de la ONG y no el niño.

No volví a recibir otro dibujo. Y con el tiempo dejé de enviarle dinero. Ahora pienso que no debí hacerlo. No había por qué esperar algo a cambio para ayudar. Pero a veces necesitamos ser egoístas.

8 comentarios:

Javier B dijo...

Wow...

Aunque a veces querramos pensar en los demás y ser solidarios con aquellas personas que más necesitan a veces es bueno pensar dos o más veces si lo que hacemos es correcto o no.

Ninfa Cafeinómana dijo...

No es ke pensemos ke lo ke vamos a hacer es correcto o no, sino en pensar si el kerer ayudar a los demas es parte de nuestro 'espiritu', muchos lo hacen simplemente por compromiso y eso no cuenta!

Pammy dijo...

Chico NUbe me parece lindo que como sea tuviste la intencion de ayudar, alla la corrupcion que se agarra el dinero para ellos mismos. Ellos son los egoistas al final de cuentas. Un abrazo ;)

Alejandra Macedonia dijo...

Creo que está bien ayudar a los demás. Sería chévere poder darles 30 soles mensuales, pero siempre me pregunto: ¿qué onda con el afecto?. ¿Cómo se entrega mensualmente eso?

Por eso, a veces pienso también, que es mejor ayudar a los que uno tiene más cerca, que tal vez no son miserales, pero carecen de algo, con seguridad... ¿Me pregunto cómo podría hacerlo yo misma en este momento?

Y sí, hay que ser egoísta siempre, pero en el mejor sentido. En ese de reclamar para uno lo que se merece y saber defenderse siempre que sea necesario.

Buena vida a los que estén de vacaciones!!!!

Fiore dijo...

lo mejor es que podiste ayudar a vec3es saber o pensar que si le llego o no la ayuda te maltrata un poco la intencion...

Ah! YA LLEGAMOSSSSSSSSSS :)
pero aun no posteo xq primero estoy respondiendo coments, pero ya lo haré ;)

bsos y gracias por los saludos

Hamish dijo...

Realmente interesante el blog aunque mi opinion puede estar sesgada porque acabo de perder mi virginidad bloggera en estas lineas, es el primero que leo de pies a cabeza con divertido interes.
Buen estilo con pinceladas de humor negro, me gusta e intentare seguirlo, lamentablemente mis antecedentes de compromiso no avalan mis deseos.
Con respecto al tema creo que la pregunta es:
¿Existe el amor sin compromiso?

Saludos terricolas!

peregrino dijo...

Uno espera Chico Nube, uno siempre espera algo de los demás aun cuando no debamos, por que quieres saber que te esfuerzo no es inútil.

Nos leemos.

El Chico Nube dijo...

Pammy: No creo que se cogieran el dinero. Lo que creo es que no había relación alguna entre el aportante y el niño.

Fiore: Me alegra que hayas regresado. Espero no demores mucho en publicar.

Hamish: Mira que tienes mala suerte, porque perder la virginidad conmigo... En todo caso, buena pregunta. Intuyo que sin compromiso no hay amor completo. Pero tendría que pensarlo mejor.

Peregrino: acabas de ahorrarme el día.